Cuidado con que no te usen el auto

Penny Ivy Thompson, una mujer oriunda de Mississippi, Estados Unidos, llevó su camioneta al taller del mecánico para recibir ayuda del servicio técnico y en vez de que arreglaran el auto, el mecánico decidió dar un paseo por el shopping.

 

La mujer que vive en el barrio residencial Flowood, compartió en su cuenta de Facebook la inusual experiencia por la que atravesó con el concesionario Mac Haik y su camioneta llamada “Big Bertha”.

 

“Ese momento en el que estás manejando y ves a un empleado de “Mac Haik” manejando tu Dodge en la calle Lakeland, y además patoteando a los demás. Lo seguí para ver si mi camioneta llegaba a destino segura y comprobé que el mecánico no se preocupó en ningún momento y solamente quería que se bajara del auto.”, escribió Thompson en su cuenta.

 

Según lo que compartió la dueña, al ver su auto siendo conducido por un empleado pensó que se trataba de una prueba de manejo, pero después concluyó que se encontraba preocupada porque estaba siguiendo a otro conductor.

 

Aquí es cuando tomó la decisión más atrevida. Buscó una llave de repuesto para el vehículo y se lo llevó manejando, dejando al técnico varado en el lugar.

 

 

 

“Ya sabes … de vez en cuando me vuelvo loca. Seré dueña de eso. Encontré mi llave de repuesto de mi bolso y robo MI PROPIO DODGE del estacionamiento de Lowes porque ves que soy una chica de Home Depot de todos modos, “dijo la mujer.

 

Al regresar al concesionario se enfrentó a algún empleado del comercio. Según lo que compartió luego, el representante del local le ofreció arreglarle el auto gratis a cambio de que no publicara sobre lo sucedido en las redes sociales. Thompson se negó rotundamente.

Qué opinás?

Compartilo